-------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------“El libro es como la cuchara, el martillo, la rueda, las tijeras. Una vez se han inventado, no se puede hacer nada mejor. El libro ha superado la prueba del tiempo... Quizá evolucionen sus componentes, quizá sus páginas dejen de ser de papel, pero seguirá siendo lo que es.”

UMBERTO ECO

------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

viernes, 26 de noviembre de 2010

BIBLIOTECA UNSAM. BUENOS AIRES. ARGENTINA

Abre al público la nueva Biblioteca Central de UNSAM

vista exterior

vista exterior
El 23 de noviembre la Universidad Nacional de San Martín (UNSAM) puso en funcionamiento la nueva Biblioteca Central de Campus Miguelete.
Cuenta con capacidad para albergar hasta 80.000 títulos e información en distintos soportes, salas de lectura silenciosa y parlante.
Las flamantes instalaciones invitan a sumergirse en el placer de leer, investigar, estudiar en un ambiente agradable, cuya modernidad no resigna calidez.
Con la apertura se ponen en marcha servicios que abarcan desde la consulta de libros en formato tradicional como de registros y colecciones en diversos soportes hasta plataformas de acceso remoto para investigadores, docentes y personal no docente a las bases de datos del portal del Ministerio de Ciencia, Tecnología e Innovación Productiva, entre otros.
acceso
En principio funcionará la planta baja y la planta alta con los servicios de préstamo a domicilio, préstamo interbibliotecario, provisión de documentos, acceso al sitio web, acceso remoto a otros sitios de consulta y el servicio de referencia. En adelante, mes a mes se irán sumando las propuestas de todo el plan elaborado por etapas que abarcará los próximos tres años. Toda la comunidad podrá consultar los volúmenes disponibles, que serán en principio entre 3.000 y 4.000 libros que actualmente forman parte de las bibliotecas de las escuelas de Humanidades y Ciencia y Tecnología.
“La biblioteca ha cambiado mucho últimamente, hace 15 años todavía se usaba el fichero, ahora Internet es la herramienta para buscar información… hoy es básico para una biblioteca poder enseñarle al usuario a buscar información de modo electrónico”, sostiene la licenciada Mariela Frías, flamante directora de la biblioteca.
sector de préstamo y estanterías de acceso abierto
“Será mucho más amigable y útil, el usuario no tendrá que venir aquí para efectuar determinadas consultas, podrá ingresar desde su computadora las 24 horas”
El sistema se implementa a través de la página web www.bibliotecacentral.unsam.edu.ar donde se podrá acceder a sectores de búsqueda bibliográfica (bases de datos, sitios de interés, entre otros) e información detallada sobre su funcionamiento (horarios, reglamento, servicios, personal, etc.)
sala de lectura parlante
“Ya queremos ver cómo funciona lo que planificamos y día a día ir ajustando detalles para perfeccionar el servicio”, concluyó la directora, que trabaja hace varios meses junto a un equipo de profesionales por concretar este anhelado proyecto que se propone ser un referente moderno en el ámbito nacional y modelo en Latinoamérica.

En números

salas de estudio silencioso
3.000 títulos iniciales de las bibliotecas de Humanidades y de Ciencia y Tecnología.
80.000 volúmenes será la capacidad máxima.
7 personas formarán parte del staff.
2.700 m2 de instalaciones.
1 sala de lectura parlante.
3 salas de lectura silenciosa.
1 sala con libros disponibles.
1 sala para bibliotecarios (sin acceso al público).
sala de computación

miércoles, 24 de noviembre de 2010

BIBLIOTECA UNIVERSIDAD DE DEUSTO. ESPAÑA

EL CRAI DE DEUSTO

 

El pasado 5 de enero de 2010 acudí con unas amigas al Museo Guggenheim de Bilbao con motivo de la exposición del arquitecto estadounidense Frank Lloyd Wright (muy recomendable por cierto).

De camino al museo a la orilla de la ría de Bilbao, pude contemplar ya finalizada la Biblioteca-CRAI (Centro de Recursos para el Aprendizaje y la Investigación) de la Universidad de Deusto.

El edificio conocido como "la caja de cristal" es obra del arquitecto navarro Rafael Moneo y esta concebido como un espacio en el que los universitarios encuentren las mejores condiciones para el aprendizaje. Su planteamiento se aleja así de la vieja concepción de biblioteca como almacén de libros.

Lamentablemente no pude visitarlo por dentro dado que no teníamos tiempo, pero estéticamente es un edificio que me resulta maravilloso: sencillo en las formas pero bello.

Además hay que recordar, que se encuentra justo al lado del Museo Guggenheim, con lo que este margen de la ría de Bilbao resulta un auténtico placer para la vista con estos imponentes y modernos edificios presidiendo el paseo.

Si tenéis ocasión de visitar esta zona de Bilbao, no dejéis que la obra de Frank Gehry os eclipse y echar la vista a un lado para contemplar esta magnifica biblioteca del siglo XXI.
(Testimonio de Noemí Gómez Pereda)
********************************************************************************
En este video, se puede ver todo el edificio de la biblioteca por dentro:
http://www.youtube.com/watch?v=ytkucTzIIFI&feature=player_embedded

viernes, 19 de noviembre de 2010

ASK A LIBRARIAN. EXISTE Y FUNCIONA!! EXPERIENCIA PERSONAL

Buscando en diferentes materiales bibliográficos para conseguir información para poner en mi blog, me encontré con una biblioteca que poseía el frente con forma de lomos de libros (seguro que muchos de ustedes la vieron alguna vez y la conocen). En algunas fuentes decía que era la biblioteca Publica de Kansas City, en otras que era la biblioteca de Kansas City en Missouri. 
Acudo a la consulta de un atlas y una enciclopedia para ver si se trataba del mismo lugar y veo que en Estados Unidos hay 2 lugares con el mismo nombre de Kansas City (Kansas City como estado y el otro como Ciudad dentro del estado de Missouri) casi pegaditos físicamente una localidad con otra. Pero oh sorpresa!!! Investigando en las bibliotecas de estos dos lugares no encontré la fachada de lomos de libros!!
Pregunta en mi cabeza: ¿qué está pasando en esta información? Esta incógnita incentivó más mi búsqueda.
El primer razonamiento fue que la fachada en cuestión fue hecha en algún momento para algún acontecimiento en particular y luego se desarmó (por ejemplo: Reunión de bibliotecarios, Feria del Libro o algún otro evento relacionado, pero muy importante).
Busco, busco, busco y no encuentro nada. Además la mayor parte de la información está en inglés. Yo sé algo de inglés, pero bueno, tampoco para entender perfectamente todo el vocabulario.
Qué hago, qué hago, qué hago!!!
¿Y si busco la página de las bibliotecas? Estados Unidos, por supuesto que estas bibliotecas tienen que tener página!!!   Síiiii!!! había página.  .... Qué hago, qué hago, qué hago!!!
Entrá a la página y sacate las dudas Silvia, basta de dudar!! (ésta fue mi voz interior)
Entro a www.kclibrary.org

Veo la siguiente opción y clickeo sobre Ask a Librarian: email (eran las 22 horas de un día domingo, no creí que me fueran a contestar por chat)

Library Catalog

Ask a Librarian

E-mail | Chat | Comments
Info: 816.701.3400 | TDD: 701.3403

Stay in Touch with the Library


Domingo 22 horas
Completo el formulario que se me despliega y hago la pregunta en un inglés que no sé si fue bueno o malo, pero ellos no me hicieron ningún comentario al respecto. A continuación transcribo mi pregunta, junto con horario en que fue hecha y la respuesta de la biblioteca de Kansas City, creo que en Missouri.

Soy bibliotecaria argentina (jau!!). Quiero conocer los diferentes edificios de biblioteca. Estoy confundida porque encontré en Internet 2 bibliotecas con el mismo frente: Kansas y Missouri (tienen la misma fachada). Podrían decirme si son la misma biblioteca o ellas tienen el mismo frente?  Espero que me entiendan. Gracias por la atención a este pedido.”
Atentamente, Silvia Soria

Al segundo llega a mi email lo siguiente:
Hello.
Kansas City Public Library ha recibido su pregunta.  Recibirá un email con una respuesta lo más pronto posible.
Recordé que no había preguntado por los lomos de los libros y vuelvo a hacer una nueva pregunta!!.
“Recién he hecho una pregunta sobre la misma fachada que encontré en internet para la biblioteca de Kansas City y la de Missouri. Olvidé explicar que el frente de ambas está hecho con lomos de libros enormes. Gracias por su atención . Atentamente, Silvia Soria. P.D. Estoy interesada en estos edificios porque tengo un blog sobre arquitectura de bibliotecas. El mismo si gusta visitarlo es: www.bibliotequera.blogspot.com” (aproveché y me hice publicidad)

Al instante recibo la misma contestación del primer pedido.
RESPUESTA AL MEDIODÍA DEL DIA SIGUIENTE:
Aquí le enviamos la respuesta a su pedido. Gracias por usar nuestros servicios.
Hay dos ciudades de Kansas: Kansas City, KANSAS Public Library and Kansas City (Missouri) Public Library. Cada una tiene diferentes edificios. También están en diferentes estados, justo cruzando el límite estatal una de otra. (Ahhh!! ahora voy entendiendo)

Kansas City KANSAS Public Library is at this UR:
http://www.kckpl.lib.ks.us/

The library where I am working is the Kansas City (Missouri) Public Library:
http://www.kclibrary.org/
Las fotos de Internet están a menudo mal etiquetadas pero la Biblioteca del Estacionamiento en Missouri es el edificio (o sea que apareció una tercer biblioteca) (y el único en Kansas City) con los lomos de libros gigantes. El actual edificio de la Biblioteca de Kansas City en Missouri está renovado para un edificio de banco. Véalo en el siguiente URL:
http://www.kclibrary.org/central

El Estacionamiento es para esta biblioteca. Vea la siguiente URL:
http://www.kclibrary.org/community-bookshelf

Gracias por enviar la información sobre su blog también.
(no dejan ningún punto por responder!)
Espero con esto haberle aclarado cualquier malentendido.
Dennis Halbin
Ask A Librarian
Central Reference
Kansas City Public Library

Ante semejante cantidad de información y que era lo que yo necesitaba, lo menos que pude hacer es escribirle a esta persona y agradecerle por su respuesta.
Al instante recibo lo siguiente:
Hello.  Thank you for using the services of the Kansas City Public Library.

No es nada. Es un placer ayudarla.

Dennis Halbin
Kansas City Public Library

Se me cae una lágrima de la emoción. Me siento una personalidad muy importante por el trato tan amable, la atención que me dieron y la respuesta tan clara. (Entiendo que la mayor parte está automatizado, pero las buenas formas es lo que más satisface al que solicita)
FIN

Sería interesante que prueben estos servicios entrando a cualquier biblioteca de USA o España (que aparentemente tienen un sistema parecido) y comenten sus experiencias.




miércoles, 17 de noviembre de 2010

PARQUE-BIBLIOTECA LEON DE GREIFF. COLOMBIA

Ubicación: La Ladera, Medellín, Colombia
Arquitecto: Giancarlo Mazzanti
Superficie construída: 6800 m2

CONEXION URBANA Y CULTURAL

En el occidente del centro de Medellín, en la falda de los cerros, en un lugar llamado La Ladera donde antes se alzaba una cárcel, ahora se emplaza el Parque Biblioteca León de Greiff, proyecto que forma parte de un esfuerzo de la administración municipal por crear, en vacíos urbanos, equipamiento destinado a recuperar la ciudad y devolverla a los habitantes.
El Parque Biblioteca León de Greiff fue encargado al arquitecto Giancarlo Mazzanti, quien ya ha trabajado otros proyectos en Colombia. Entre los más destacados se encuentran la Biblioteca Parque España (2007). Sus proyectos llaman la atención por sus estudios volumétricos y su clara intención de intervenir en el perfil de la ciudad.
Una pronunciada pendiente anuncia las vistas hacia el centro de la ciudad y Mazzanti las supo aprovechar para disponer los volúmenes arquitectónicos: tres contundentes contenedores cuadrados que van rotando y acoplándose suavemente a la topografía del lugar, unidos por un conector curvo que tiene una función ambivalente, pues sirve de circulación al mismo tiempo que genera locales en su perímetro, destinados a diferentes usos, como la administración, sanitarios, ludoteca y cafetería.
El primer contenedor alberga un Centro Comunitario; el segundo contenedor cuenta con la Biblioteca, compuesta por un vestíbulo, recepción, catálogo, zona de acervo, salas de lectura y centro de navegación; y el tercer y último contenedor es un Centro Cultural, con un auditorio y talleres en su interior.
Con toda la intención, las terrazas son un acierto en la comunicación del parque con el equipamiento de la biblioteca y un perfecto mirador con vistas a la hermosa ciudad de Medellín, un gran banquete de panoramas matizados por los ocres atardeceres en una ciudad ya de por sí rojiza. 
En la ciudad de Medellín, la recuperación del espacio público sigue en auge. La alcaldía ha promovido la construcción de objetos arquitectónicos que permitan la continuidad urbana y la conexión de barrios.
Es ya significativo que donde ahora se alza el Parque Biblioteca León de Greiff antes se encontrara una cárcel llamada La Ladera, nombre original con el que se conocía a esta biblioteca y que fue cambiado en honor al científico, escritor y poeta nacido en Medellín en 1895.  Con la reutilización de un espacio antes destinado a la confinación de la libertad ahora se encumbra un nuevo sello que apuesta a la educación como medio para lograr una ciudad mejor. El objetivo arquitectónico formalizado en el despacho de Mazzanti entiende la responsailidad y se vuelve parte de esta historia asumiendo el compromiso de aportar a la ciudad un hito arquitectónico, un parque biblioteca que une, conecta y maravilla.


Horario de atención: lunes a sábado de 8 a.m a 7 p.m
Domingos y festivos de 11 a.m a 5 p.m
*Horario sujeto a cambios por la entidad prestadora 
Ubicación: Calle 59A No. 36-30
Contacto: (57-4) 3857331

Fuentes:  Von Haus, 3.08 (2008)
              www.plataformaarquitectura.cl






lunes, 15 de noviembre de 2010

ARQUITECTOS DE BIBLIOTECAS

UN LUGAR DE ENCUENTROS

Para el arquitecto que debe construir una biblioteca la cuestión que se le plantea es si es mejor colocar las estanterías recubriendo las paredes en todo su perímetro o, si por el contrario, es preferible dejar que la luz penetre por ventanas situadas en las paredes como vidrieras de una catedral, colocando las estanterías en el centro.
La elección que debe hacer no es solamente cuestión de funcionalidad sino que guarda además relación con las distintas formas de entender la lectura y el saber.
En el primer caso, los libros rodean al lector que quedaría así como protegido por ellos bajo una luz cenital que subraya la sensación de intimidad pero también de clausura.
En el segundo caso, es el libro el que queda rodeado por los lectores con una luz más abundante y natural penetrando a través de paredes abiertas al mundo.
A decir verdad, no existe una forma arquitectural específica para la biblioteca como existe, por ejemplo, para las estaciones o los estadios.
En el fondo, la arquitectura de las bibliotecas surge el día en que se empieza a tener en cuenta al lector y la biblioteca se convierte en pública y se considera como un lugar cívico.
Los lectores no son iguales. Unos leen escondidos, otros a descubierto. Son necesarias en la biblioteca cuevas y jardines. Espacios claros y amplios donde se pueda leer de pie tomando notas sobre un pupitre y rincones íntimos donde se pueda teclear en el ordenador portátil.
La construcción de bibliotecas se ha convertido en un examen obligatorio para un arquitecto. Los mejores ya lo han pasado
Finlandia es un paraíso para la arquitectura y para las bibliotecas. Los finlandeses, diez veces menos numerosos que los franceses, toman prestados tantos libros como éstos. Más de cien millones al año. 
El gran arquitecto Alvar Aalto fue uno de los primeros en "imaginar" una biblioteca que no fuera un paralelepípedo rectangular. Su pequeña Biblioteca de Seinäjoki (1965), en forma de abanico y con varios pisos es una auténtica maravilla. Otros han seguido su ejemplo y han abandonado las tristes normas dictadas por los arquitectos americanos especialistas en universidades (un solo piso, ángulos por todas partes, luz monocorde) que sólo piensan en términos de cost effectiveness y terminan, a fuerza de añadir salas de espera para estudiantes apresurados, por malgastar el espacio y las colecciones como en una economía de país rico.

Extracto
Melot, Michel. La sabiduría del bibliotecario. Euskadi: Gobierno vasco, 2005.

sábado, 13 de noviembre de 2010

El bibliotecario: la poco celebrada labor del bibliotecario.


Sé que puede afectar susceptibilidades, pero les pido por favor que lo tomen con humor. 

Este cuento es de la autoría de Ana María Martínez Tamayo(2008) titulado La poco celebrada labor del bibliotecario, fue publicado en el Blog de la Biblioteca Popular Manuel Belgrano, espero que lo disfruten.










Dijo Dios: “funda bibliotecas por todo el mundo, selecciona los documentos de mayor calidad, organiza la información, presta servicios de excelencia y vela por el interés de los usuarios.
Mantén actualizado el catálogo y confortable la sala de lectura, pero no escuches la Voz de las Tinieblas, porque si lo haces te confundirás y desaparecerás como profesional”.
El bibliotecario hizo todo cuanto Dios le pidió. Levantó bibliotecas en bellos edificios e incorporó en ellas todo tipo de documento creado por el hombre para registrar la información: tabletas de arcilla, rollos de papiro o pergamino, códices de pergamino o papel, libros, revistas, diarios y boletines impresos y toda la gama de documentos icónicos, audiovisuales, tridimensionales y legibles por computadora, incluyendo aquellos disponibles en Internet.
Inventó y reinventó el catálogo (y con él la recuperación de información), que evolucionó desde las antiguas bibliotecas sumerias hasta las bibliotecas ciberespaciales. Lo mismo sucedió con múltiples herramientas y métodos de trabajo: normas de catalogación, sistemas de clasificación, vocabularios controlados, el análisis por facetas y la indización pre y poscoordinada, el servicio de referencia y el de circulación, incluyendo el préstamo interbibliotecario y la conmutación bibliográfica. Capacitó a las personas en todo lo necesario para acceder a la información. Adoptó normas de calidad y definió indicadores de desempeño específicos para las bibliotecas con el fin de evaluar y mejorar sus procesos, productos y servicios. Para todo ello utilizó la tecnología de punta disponible en cada época y en cada lugar, desde el punzón requerido para la escritura cuneiforme hasta la computadora y las telecomunicaciones del siglo XXI. Alzó su voz en contra de la censura y en defensa del derecho de todos a la información.
Elevó su carrera a los más altos niveles universitarios, convirtiéndola en una profesión útil, noble y digna.
Pero una mañana, mientras el bibliotecario realizaba sus tareas habituales, sintió una voz ronca y tenebrosa que le llamaba: “Ven, acércate”. El bibliotecario giró la cabeza y observó, entre incrédulo y sorprendido, la visión de un árbol seco y retorcido, de negro tronco y negras ramas.
La voz insistió: “Ven, acércate”.
Temeroso, pero lleno de curiosidad, el bibliotecario se acercó con precaución. Una sensación sobrenatural se apoderó de él y el lúgubre manto de la noche cubrió la zona, en pleno día.
“Pero acércate, no tengas miedo” – volvió a escucharse.
“¿Eres la Voz de las Tinieblas?” – preguntó el bibliotecario con ingenuidad. “Dios me ha recomendado que no te escuche”.

“Pero no digas tonterías; dialoguemos y verás que esta conversación te conviene” – contestó la Voz.
El bibliotecario se acercó a la extraña planta, lo suficiente para ver las víboras que arrastrándose por el suelo comenzaban a enroscarse en el tronco.
“¿Quién eres?” – preguntó intrigante la Víbora Primera, al tiempo que mostraba su venenosa lengua de dos puntas.
“Soy el bibliotecario” – contestó éste con seguridad.
“¡Ja, ja, ja! … Pobre … ¿Pero en qué mundo vives? ¿No sabes que ahora te llamas documentalista?”.
“¿Qué estás diciendo?” – intervino la Víbora Segunda – “lo correcto es especialista de la información o científico de la información”.
“Gestor de información, nena, los otros términos ya fueron” – interrumpió la Víbora Tercera.
“Mejor en inglés, information manager” – opinó la Víbora Cuarta – ” si eres el jefe chief information officer o CIO”.
“Yo prefiero gestor del conocimiento, knowledge manager o chief knowledge officer” – agregó la Víbora Quinta con aires de sabelotodo.
“Pero con esos títulos, nadie va a saber quién soy ni qué hago” – reaccionó el bibliotecario”.
“Precisamente, de eso se trata” – le informó la Víbora Sexta – “todo el mundo se preguntará qué es y qué hace esa persona, pero como a nadie le gusta pasar por ignorante, se limitarán a decir …
¡Ahhh qué interesante!”.
“¡Bibliotecario!” – recalcó con desprecio la Víbora Séptima – “¡no existes! ¡Desapareciste con el meteorito que extinguió a los dinosaurios!”.
Todavía resonaban en su mente las risas de burla de los reptiles interlocutores, cuando el bibliotecario se dio cuenta de que, repentinamente, la visión había desaparecido. Invadido por el temor, se ocultó entre los estantes del depósito. Desde allí escuchó la voz de Dios que le llamaba:
“Bibliotecarioooooo, ¿dónde estás? … ¿Qué haces ahí? … ¿por qué te escondes?”.
“Porque me da vergüenza que los demás me vean con esta profesión de murundanga que tengo” – contestó el bibliotecario, sin atreverse a levantar la mirada del suelo.
“¿Quién te ha hecho pensar que es una profesión de murundanga? ¿Acaso le has prestado atención a la Voz de las Tinieblas?” – preguntó Dios.
“Las víboras me llamaron con insistencia y no pude evitarlo…” – lloriqueó cobardemente.
Entonces Dios se enfureció con el bibliotecario y pronunció su severo castigo:
“Por haber escuchado la Voz de las Tinieblas vivirás para siempre en la confusión y la falta de identidad. Te echaré de la Dirección de la Biblioteca que será ocupada por otros profesionales, aunque no sepan nada al respecto, mientras el público será atendido por un empleado administrativo que ganará más que tú. Te ocuparás de los procesos técnicos, pero todos te harán sentir que “sólo sirves para hacer fichas”. Cuando solicites un ayudante catalogador, te asignarán personal de maestranza bajo tratamiento psiquiátrico y nunca te comprarán un tesauro actualizado. En promedio ganarás dos sueldos mínimos al mes y nunca lograrás un estatuto profesional que te proteja”.
“Cualquiera vendrá y te dirá “no se dice usuario, sino cliente” y tú lo repetirás como un loro, aunque hayas dejado la vida para satisfacer al usuario. O te dirán: “el paradigma de la biblioteca ya no es la conservación sino el acceso” y tú te impresionarás con la frase, aunque hayas pasado siglos facilitando el acceso. Tu lugar de trabajo será llamado centro de documentación, centro de materiales didácticos, centro de información o centro de gestión del conocimiento, y cuando la confusión entre todas estas organizaciones -que en definitiva hacen lo mismo- sea inmanejable, entonces las llamarás unidades de información o UI. Por supuesto, la sociedad no será capaz de diferenciar entre ellas y las seguirá llamando biblioteca”.
“Víboras nacionales y extranjeras dictarán cursos inútiles en los que sólo aprenderás que catalogación se dice descripción bibliográfica y que la clasificación ha pasado a ser organización del conocimiento; términos desconocidos para cosas que tú mismo inventaste. Además de confundirte, pagarás estos cursos a precio de oro y saldrás de ellos sabiendo lo mismo que sabías antes de inscribirte”.
“Pondré enemistad entre los bibliotecarios universitarios y no universitarios y haré proliferar títulos en Bibliotecología con uno a cinco años de estudios, pero todos accederán a los mismos cargos y salarios; así permanecerán eternamente divididos y frustrados. Jamás te pondrás de acuerdo con otro bibliotecario”.
“Hasta que llegue el día en que revalores en serio tu profesión y tu propia terminología, te revalores a ti mismo y a los numerosos bibliotecarios que han ofrecido su creativo aporte para que, ¡durante milenios!, los seres humanos hayan podido acceder a la información. Entonces, si todavía estás a tiempo, te perdonaré”.

jueves, 11 de noviembre de 2010

INFORMACION Y REFERENCIA EN ENTORNOS DIGITALES(Reseña de libro)

MERLO VEGA, JOSÉ ANTONIO. Información y Referencia en entornos digitales. Desarrollo de servicios bibliotecarios de consulta. Murcia: EDITUM, Universidad de Murcia, 2009, 401 págs. ISBN: 978-84-8371-918-3.

José Antonio Merlo Vega acaba de publicar su última obra “Información y Referencia en Entornos digitales” que ha sido editada con singular estilo, como ya nos tiene acostumbrados, por EDITUM, Ediciones de la Universidad de Murcia. Las cualidades del autor, ya demostradas en trabajos anteriores sobre todo en revistas científicas, alcanzan su madurez en esta obra. Su autor combina en el texto de la misma, su condición de profesional, gestor de unida-des y servicios de bibliotecas y de otra parte su perfil académico e investigador. Esta doble faceta del profesor Merlo, como veremos más adelante, confluyen para enriquecer los contenidos y hacerlos amables, claros, comprensibles y bien estructurados, a la vez que ampliamente documentados como lo demuestra el excelente aparato crítico que se aporta de una amplia y comprobada calidad.

Focalizando el tema principal en los servicios de referencia, este manual nos guía a la consecución de todo libro, la comprensión de sus contenidos, máxime si estos van dirigidos indistintamente tanto a profesionales, estudiosos etc. como a estudiantes. Parte de este interés lo constituye y mucho, la sólida estructura, que refleja el trabajo anterior de investigación que realizó el autor.

El libro está estructurado en doce capítulos que se podrían agrupar por contenidos en tres partes diferenciadas. Los capítulos iniciales estudian los procesos de información en los servicios de referencia tradicionales de las bibliotecas. En los mismos se revisan sus fundamentos, tipología, la organización de sus servicios para, a continuación, presentar el perfil y las competencias del profesional, referencista. El capitulo tres está dedicado a los tipos de consultas y a las demandas de información de los usuarios, aspectos de los que el autor es un profundo conocedor, también introduce en el mismo el término “referencia” (reference) como sustituto de consulta, como ha sido traducido en muchas ocasiones al castellano. Se refiere a la consulta relacionándola con la demanda de información y precisa la “referencia” como término relacionado con las actividades llevadas a cabo en los servicios actuales. De este modo, continua con un recorrido diacrónico desde la clásica Josefa Sabor hasta la actualidad de Jamen McGranahan, Joseph Janes, etc. pasando por servicios “Pregunte: las bibliotecas responden” y las demandas de información actuales tanto en bibliotecas universitarias españolas como extranjeras. Más adelante, en el capitulo cinco, se abordan las colecciones de referencia, a la vez que se establece una interesante y extensa clasificación funcional/formal de las fuentes de información estableciendo agrupaciones a partir de su valor informativo. En el mismo, se incluye un acertado epígrafe sobre Internet como recurso de referencia. Conformando los cuatro capítulos siguientes se estudian los aspectos más actuales de los servicios de referencia, esto es, la referencia digital. A lo largo de los mismos se contextualizan estos en los servicios bibliotecarios de información; los define, realiza una extensa clasificación de los mismos a la vez que describe con deta-lle los sistemas utilizados para la referencia digital. La obra también contempla las pautas, recomendaciones y normas internacionales vigentes para el ejercicio de la referencia como: Rusa/ALA, de la IFLA, y las normas de la Virtual Reference Desk Network.

El capitulo diez trata con precisión la calidad de la referencia digital. Grosso modo, se dedica al estudio de las metodologías de evaluación existentes diferenciándolas de la evaluación de las consultas y colecciones de referencias. Comienza con un epígrafe dedicado a la metodología de evaluación de información Web, autores, propuestas etc. para seguidamente recoger sistemáticamente las metodologías especializadas en referencia digital sobre todo las llevadas a cabo en Estados Unidos, pero además, el autor ejemplifica los indicadores que establecen los propios servicios de referencia digital tras las sesiones de referencia en línea.

El último capitulo es una mirada reflexiva sobre el presente y el futuro de la referencia digital que se sirve de las Tecnologías de la Información para establecer una comunicación más fluida, rápida y eficaz con los usuarios en la actual Sociedad de la Información y el Conocimiento. Finaliza el manual con un rico e interesante apartado dedicado a los recursos bibliográficos, que se completa con acceso a través de la web en la que se pueden consultar e importar más de un millar de referencias a gestores bibliográficos. La obra está además disponible en formato electrónico. Una obra necesaria, inteligente, medida y muy bien estructurada cuyo contenido establece claramente las relaciones bibliotecas, usuarios y servicios en el contexto de la referencia digital en el siglo XXI. Dirigido a documentalistas, bibliotecarios, profesores, estudiosos y obviamente a alumnos, es un texto imprescindible en la bibliografía científica del área que recomendamos.

M.ª Dolores Ayuso García Universidad de Murcia
ANALES DE DOCUMENTACION, Nº 13, 2010
http://www.um.es/publicaciones/blog/novedad-en-editum-la-informacion-y-referencia-en-entornos-digitales-servicios-bibliotecarios-de-consulta/

miércoles, 10 de noviembre de 2010

BÉLGICA: LA BIBLIOTECA DEL FUTURO


Los arquitectos UNStudio dieron a conocer su diseño de la Biblioteca Urbana del Futuro y Centro de Nuevos Medios en Gante, Bélgica.
El nuevo complejo busca crear un sistema flexible y dinámico, con varias rutas alternativas para circular cómodamente, muchas áreas sociales y una gran plaza pública que acompañan al innovador edificio central.
La estructura “líquido-forma” busca mimetizarse con su entorno incorporando amplias líneas de visión hacia su exterior.
La organización interna del edificio se basa en un espacio central abierto, en torno al cual la gran circulación se lleva a cabo.
Esta zona vacía mejora la experiencia espacial, crea una orientación clara a través de la construcción y cumple una función de puente entre la ciudad y la Biblioteca Municipal.
La estructura del edificio hace que sea posible introducir terrazas verdes evitando al mismo tiempo la penetración de la luz solar directa en los niveles inferiores de la estructura.


Fuente: http://www.evolo.us/architecture/new-urban-library-and-media-center-in-gent-belgium-unstudio/